Se complica el problema de la basura en Chilpancingo

0

La ausencia de un espacio para depositar la basura que se genera en la cabecera municipal de Chilpancingo hizo crisis durante la jornada del lunes, cuando al menos 40 choferes de unidades recolectoras amagaron con depositar sus desechos en la plaza central de la ciudad.

Desde la tarde del viernes, el tiradero ubicado en la colonia La Cinca, en el lado sur de la ciudad fue clausurado de manera formal, tras varios años meses de enfrentar el problema de la saturación.

Ante la ausencia de un espacio adecuado, el ayuntamiento decidió habilitar como tiradero un terreno ubicado en las inmediaciones de la colonia Industrial, en las instalaciones de las oficinas de Imagen Urbana.

Los habitantes de varias colonias populares ubicadas en la zona de inmediato manifestaron su inconformidad, con el argumento de que se trata de una zona completamente poblada, de tal suerte que la presencia de los desechos representa un foco de infección.

Ese mismo viernes, el gobierno municipal de Chilpancingo consiguió firmar un convenio con el ayuntamiento vecino de Eduardo Neri, para permitir que la basura generada en la capital de Guerrero se deposite en el punto conocido como El Platanal.

El acuerdo generó la inconformidad de los pobladores de Eduardo Neri, que advirtieron sobre la generación de un problema sanitario en la zona norte de dicha localidad.

Las casi 40 unidades que de manera independiente recogen la basura en Chilpancingo, pudieron realizar su trabajo solo durante algunas horas, pues los vecinos se organizaron para cerrarles el paso.

Durante todo el fin el semana, los recolectores independientes de basura no pudieron realizar su actividad, razón por la que la mañana del lunes se concentraron en la explanada del zócalo de Chilpancingo.

Dialogaron con representantes del ayuntamiento, les explicaron que en la colonia Industrial de Chilpancingo, los vecinos ya no les permitieron el paso y que lo mismo sucedió en Zumpango.

Dijeron que otorgarían solo unas horas para que se buscara una solución, pero que por la tarde, si no había un destino definido para los desechos, ellos la depositarían en la plancha de concreto de la plaza central.

A partir de las 16:00 horas, las camionetas tipo estaquitas se posicionaron en las vialidades del Río Huacapa, después subieron hacia la avenida Miguel Alemán y amagaron con entrar a la plaza, pero los comerciantes de la zona les cerraron el paso.

Hubo un dialogo con representantes del ayuntamiento, que les dieron como opción un tiradero ubicado en la comunidad de Mazatlán, a 20 minutos en dirección hacia el puerto de Acapulco.   

El compromiso fue que en esa comunidad depositarán la basura durante lo que resta del lunes y la jornada del martes, para el miércoles confían en que la situación se regularice en Eduardo Neri.

La tensión disminuyó parcialmente, porque entrada la tarde no se conocía la postura de los habitantes de Mazatlán.

Deja tu opinión