* Dicha diligencia no está considerada en el Juicio de Procedencia

La presidenta de la Junta de Coordinación Política del Congreso local, Flor Añorve Ocampo sostuvo que el derecho de audiencia se otorgó de manera indebida al diputado Saúl Beltrán Orozco, puesto que dicha diligencia no está considerada en el juicio de procedencia que solicitó la Fiscalía General del Estado (FGE) para separar del fuero constitucional al representante popular.

En las instalaciones del Congreso local, la también coordinadora de la fracción parlamentaria del PRI, a la que pertenece Beltrán Orozco, indicó que mantiene una postura de respeto ante los trabajos que realiza la Comisión Instructora, que está presidida por el panista Iván Pachuca Domínguez.

Indicó que la Ley Orgánica del Congreso establece claramente los tiempos y la forma en que se deben desahogar ese tipo de procedimientos, aunque los diputados tienen la garantía de llegar a un acuerdo para solicitar la prórroga que establecieron para solicitar más elementos de prueba.

Sin embargo, la diputada Añorve Ocampo expuso una de las probables irregularidades en que pudieron incurrir los integrantes de la Comisión Instructora. “Una de las cosas que a mi me preocupaban y que yo la puse en la mesa, es que nuestro procedimiento (Juicio de Procedencia) no hablaba de otorgarle al diputado el derecho de audiencia, sin embargo ellos lo realizaron”.

Recordó que ese fue un comentario hecho por el coordinador de la fracción parlamentaria del Movimiento Ciudadano (MC), Ricardo Mejía Berdeja, en el sentido de no alterar el procedimiento que establece la ley. “Sin embargo yo no soy la que toma las decisiones, es la propia Comisión Instructora y nosotros respetamos su trabajo”. Sin embargo, reconoció que el derecho de audiencia está considerado en los casos de Juicio Político y de Revocación de Mandato.

Recordó que para aspirar a ser diputado, la Constitución prevé como requisitos ser ciudadanos de honorabilidad reconocida y no tener antecedentes penales, sin embargo, Saúl Beltrán Orozco presentó ese documento, lo que le permitió contender por la representación del distrito electoral número XVII.

Añorve reconoció que hay preocupación porque el acusado de homicidio es un legislador priísta, pero ratificó el compromiso de no ejercer ningún favoritismo hacia su compañero de bancada, de tal suerte que prevalezca la aplicación de la ley. Negó que de su parte haya alguna presión hacia la Comisión Instructora y precisó que hasta el momento ni ha dialogado con su compañero Beltrán Orozco, ya que el Congreso está en periodo de receso y la bancada del PRI no se ha reunido para tratar diferentes asuntos.

Deja tu opinión