La tarde del martes, un chofer del servicio público fue “levantado” por desconocidos, poco después se encontró su cadáver en la antigua carretera hacia la comunidad de Amojileca, en la parte norte de la capital de Guerrero.  

Pasado el mediodía, vecinos de la colonia Sección VII denunciaron la intercepción de una unidad tipo urvan del servicio público, lo que movilizó a personal de diferentes corporaciones policíacas.

Agentes de la Policía Investigadora Ministerial (PIM) ubicaron sobre la avenida principal de la colonia de referencia la unida número 601, la cual cubría la ruta col sección VII –mercado-centro, con plazas 4200FC, del servicio público.

La unidad tenía el motor y las luces intermitentes encendidas, los agentes de la PIM ya no encontraron al chofer, por lo que aseguraron el lugar para permitir la llegada de peritos de la Fiscalía General del Estado (FGE).

A los pocos minutos se desplegó un operativo de búsqueda en las colonias cercanas, lo que permitió que rápidamente se encontrara el cadáver del conductor sobre la antigua carretera hacia Amojileca, en la parte norte de la ciudad.

Aunque paramédicos llegaron al punto, auscultaron el cuerpo y confirmaron que ya no tenía signos vitales, por lo que se retiraron para permitir el trabajo de personal del Servicio Médico Forense (Semefo).

Deja tu opinión