Padre e hijo, las victimas mortales

Una emboscada contra integrantes del Frente Unido por la Seguridad y el Desarrollo Social del Estado de Guerrero (FUSDEG) dejó el saldo de tres muertos; dos policías ciudadanos y un civil, además de dos heridos y

y una mujer ilesa, en la carretera que va de la comunidad de La Palma hacia la cabecera municipal de Juan R. Escudero, en la región Centro del estado.

La madrugada del sábado 14 de octubre, el vocero del Grupo de Coordinación Guerrero (GCG), Roberto Alvarez Heredia confirmó que la emboscada se consumó alrededor de las 22:25 horas del viernes 13, según el reporte que la Policía del Estado recibió al número de emergencias 911.

El aviso de los hechos se hizo desde la comandancia del FUSDEG, en una llamada telefónica en la que se indicó que los integrantes del FUSDEG se trasladaban en una camioneta Nissan, sin placas de circulación, de la cabecera municipal hacia la comunidad de La Palma.  

Los policías ciudadanos detuvieron la unidad porque se encontraron con un camión tipo torton color blanco, mismo que fue atravesado sobre la carretera para obligarlos de detenerse.

Cuando los integrantes del FUSDEG bajaron para revisar la unidad fueron atacados a balazos por desconocidos que los esperaban ocultos en la maleza.

En los hechos murieron Esaú Nava Deloya, de 58 años de edad y su hijo Javier de 16.

Resultaron heridos Juan Pablo “N” de 30 años y una mujer, al parecer también hija de Esaú Nava, que en el FUSDEG era conocido también bajo el alias de “Comandante Cáncer”.  

Una quinta ocupante de la unidad, cuya identidad se mantiene bajo reserva resultó ilesa.

Una vez que se presentaron al lugar, elementos de la Policía del Estado localizaron a una tercera victima mortal, era un hombre al que varios testigos señalaron como conductor del camión que fue atravesado para frenar la marcha de los autodefensas del FUSDEG.

El hombre, que permanece en calidad de desconocido fue despojado de la unidad y asesinado antes de que se consumara la emboscada.

Los integrantes del FUSDEG que murieron en el hechos vestían ropas camufladas, tenían en su poder un fusil  AR-15 y una escopeta.   

La camioneta en la que se trasladaban tenía camuflaje improvisado con pintura de aerosol.   

La policía estatal aseguró el área con la intención de permitir que peritos de la Fiscalía General de Justicia (FGE) realizaran las primeras diligencias, después arribó personal del Servicio Médico Forense para levantar los cadáveres.      

Los dos heridos fueron protegidos por la policía ministerial y trasladados hacia la cabecera municipal, en donde fueron atendidos de las heridas de bala que presentaban.

De acuerdo con el vocero del GCG, la policía del estado realiza patrullajes para evitar más hechos de violencia en la zona.

El 29 de septiembre, la comandancia del FUSDEG en Tierra Colorada fue atacada por desconocidos, que utilizaron rifles AR-15, AK-47 y dos granadas de fragmentación, el saldo fue de por lo menos un comandante muerto.

Ese día, los representantes del frente señalaron como responsables del ataque a integrantes de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG), pero los dirigentes de dicha organización rechazaron dicha versión.

Deja tu opinión