Trabajadores del sector Salud niegan la filtración de fotografías

Al menos 13 personas, entre médicos, enfermeras y camilleros fueron convocados a las instalaciones de la Fiscalía General del Estado (FGE), para que declaren respecto a la filtración de imágenes de las colombianas accidentadas la noche del 26 de febrero en la Autopista del Sol.

La diligencia comenzó después de las 12:00 horas del jueves 8 de marzo, llegaron 17 trabajadores del hospital general Raymundo Abarca Alarcón, pero cuatro demostraron que no estuvieron la noche del 26 de febrero en las instalaciones, por lo que se les permitió retirarse.

Los 13 restantes si presentaron su declaración ante el Ministerio Público del Fuero Común (MPFC), en un procedimiento que se prolongo por espacio de varias horas.

Los trabajadores acudieron acompañados de varios abogados, se conoció que se trata de médicos generales, enfermeras y camilleros que participaron en la atención urgente de las jóvenes Dayana Sánchez García y  Tatiana Guzmán García, quienes sufrieron quemaduras en el 90 por ciento de sus cuerpos tras accidentarse en un Ferrari que era conducido a más de 230 kilómetros por hora.

La FGE inició la investigación a partir de los delitos que derivan de la filtración de fotografías en las que se observan los cuerpos de las jóvenes en el momento en que eran atendidas.

El desarrollo de la diligencia generó malestar entre la base trabajadora del hospital, ya que sostienen que esa noche al nosocomio ingresaron también paramédicos de Protección Civil y elementos de la Policía Ministerial.

Los trabajadores del Raymundo Abarca sostienen que de manera cotidiana reciben heridos de bala y víctimas de diferentes accidentes, de manera recurrente se toman fotografías de los casos para realizar evaluaciones y medir el progreso de los procesos de curación, cuando los pacientes sobreviven.

El único momento en que se filtraron las imágenes, fue cuando al hospital ingresaron personas ajenas al sector Salud, lo que dijeron, debe ser tomado en cuenta por las autoridades al momento de desahogar la investigación.

La tarde del miércoles, el directo del hospital sujeto a investigación, Víctor Hugo Garzón Barrientos indicó que efectivamente, la noche del 26 de febrero hubo personas externas, por lo que la investigación debe alcanzar a otras dependencias.

Deja tu opinión