Para el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) en Guerrero, la adhesión de Armando Ríos Piter a la campaña presidencial del PRI, no es más que un acto de conveniencia, que no tiene nada que ver con el compromiso de transformar al país.

“Para nosotros Ríos Piter siempre ha sido un convenenciero. Siempre ha estado sumándose como veleta hacia donde cree que se va a ganar, ha jugado a ser el payaso de las cachetadas”, aseveró Pablo Amilcar Sandoval Ballesteros, dirigente del Morena en Guerrero.

Consideró que el papel que juega actualmente el senador con licencia es “lamentabilísimo”, que no garantiza la suma de votos y que más aún, puede representar la resta de respaldo social.

Sostuvo que con la adhesión hacia la campaña de José Antonio Meade se refleja claramente el peso que tenía la candidatura del político orginario de la Costa Grande; muy poco.

Deja tu opinión