No solo se debe aclarar la desaparición de los 43, advierte Alberto López Rosas

El ex titular de la Procuraduría General de Justicia (PGJ), Alberto López Rosas anticipó que una vez instalado el gobierno federal de Andrés Manuel López Obrador, solicitará la creación de una Comisión de la Verdad para el caso Ayotzinapa, ocurrido la mañana del 12 de diciembre de 2011, cuando murieron dos estudiantes de la Normal Rural.

En Chilpancingo, López Rosas comentó que en la vida política es indispensable cerrar ciclos y superar situaciones que llegan a tornarse adversos.

Por eso, explicó que la mañana del miércoles 11 de julio estuvo en las instalaciones del Congreso local, para solicitar a la Comisión Instructora que desahogue un juicio político que le fue iniciado cuando era titular de la FGE, en la primera parte del gobierno de Ángel Aguirre Rivero.

Dicho juicio le fue promovido por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), a partir de las investigaciones realizadas en torno al asesinato de dos estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa, ocurrido el 12 de diciembre de 2011, en un hecho en que también murió Gonzalo Miguel Rivas Cámara, empleado de una gasolinera ubicada cerca del lugar en que cayeron los alumnos.

El juicio de referencia, dijo que surgió a partir de un contubernio entre personal de la CNDH y la Comisión Nacional de Seguridad Pública, se presentó en septiembre de 2012.

A partir de que han pasado más de cinco años sin que el Congreso emita un pronunciamiento al respecto, López Rosas consideró necesario que haya una declaración de sobreseimiento de dicha denuncia, puesto que representa una violación a sus derechos humanos.

Sostuvo que tiene el interés de que se aclare lo que sucedió el 12 de diciembre de 2011 en la Autopista del Sol, ya que Guerrero no puede mantenerse en la impunidad.

Por eso anticipó: “Voy a presentar al presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, cuando ya asuma su responsabilidad y que este asunto se reabra, para abatir la impunidad que aún existe”.

Sostuvo que no solamente está impune el caso Iguala, que involucra el asesinato de tres normalistas y la desaparición de 43 más, también dijo que se debe esclarecer plenamente lo que sucedió el 12 de diciembre de 2011 en la Autopista del Sol.

Expuso que Guerrero no pude seguir acumulando casos de impunidad, de ahí que tenga la determinación de presentar la información que tiene respecto a lo sucedido en la carretera de cuota, cuando murieron los estudiantes Alexis Herrera Pino y Gabriel Echeverría de Jesús.

“Vamos a a solicitar al Gobierno federal que constituya una Comisión de la Verdad para el caso Ayotzinapa 2011, para que la impunidad quede desterrada completamente de Guerrero”, anotó.

Alberto López Rosas sostiene que la denuncia que existe en su contra, es producto de una manipulación propiciada por el ex presidente de la CNDH, Raúl Plascencia y Genaro García Luna, titular de Seguridad Pública en el gobierno de Felipe Calderón Hinojosa.

A partir de la manipulación que asegura hubo entre la CNDH y la CNSP, se registró la detención de varios servidores públicos de la ex PGJE y él enfrentó dos procesos penales, de los que dijo, afortunadamente logró salir bien librado.

Insistió en que al momento en que la Policía Ministerial llegó a la zona en que se generó el desalojo de los normalistas, se presume que los estudiantes Gabriel Echeverría y Alexis Herrera ya estaban muertos, incluso ya se había generado el incendio en la gasolinera Eva, donde murió Gonzalo Rivas Cámara.

En todo caso, refirió que existe un “eslabón perdido”, ya que hasta el momento no se ha tocado a la Policía Federal (PF), que al parecer fue la primera en llegar al punto en que se manifestaban los estudiantes cerrando la carretera.

“Hay una línea de investigación que no escaló, que no se investigó y la propia autoridad sabrá cual es eslabón perdido que se tiene que retomar”, anotó.

Deja tu opinión