El presidente municipal de Eduardo Neri, Pablo Higuera Fuentes, se destapó como aspirante a dirigir el PRD en Guerrero.

En entrevista, el también coordinador de los alcaldes del sol azteca reconoció que el partido enfrenta “una crisis” tanto a nivel local como nacional.

Sin embargo, sostuvo “el PRD puede continuar, tiene salida”, siempre y cuando aproveche la oportunidad para “analizar qué se hizo mal y recomponer”.

Higuera Fuentes dijo que él estaría “dispuesto” a tomar las riendas del partido “por amor”, no porque quiera “hueso”.

Destacó que como político no tiene conflictos con ningún personaje del PRD y con quienes ya se fueron del partido, situación que abonaría al fortalecimiento del sol azteca.

“La política no es de odios ni de corajes. No se trata de que tengamos que insultarnos. Al contrario, es de intercambiar puntos de vista. La política lejos de alejar tiene que acercar, tiene que ayudar a buscar soluciones”, expuso.

Sin embargo, aclaró que lograr la dirigencia del partido no es algo que le obsesione.

“Yo esperaré, no me quita el sueño. Seguiré opinando y si se da, bien. Si no se da, seguiré en el PRD y seguiré dando mi opinión modesta, siempre y cuando me la pidan y pueda contribuir. Vamos a seguir hasta donde tope con el PRD”, apuntó.

Respecto a la reconstrucción del partido tras la derrota que sufrió en las pasadas elecciones del 1 de julio, Higuera Fuentes reconoció que la dirigencia nacional se quedó enfrascada en “el debate de que si Morena nos atropelló”.

Por ello, sostuvo que el partido a nivel local tiene que “ponerse a ver cómo salir adelante”.

“Dejemos que Morena haga lo que tenga que hacer y los del PRD hagamos lo que nos toca para sacar adelante al partido. Llamemos al reencuentro a los hombres y mujeres que quieran y que tengan fe en el PRD”, pidió a sus compañeros.

El coordinador de los alcaldes del PRD le recordó a sus compañeros que “en la política nunca se pierde ni se gana para siempre”.

Por ello, sostuvo que el PRD no debe quedarse a esperar “al líder, al caudillo que levante la voz para irnos atrás de él”, sino que debe trabajar en “construir un verdadero partido desde abajo”.

“Preparémonos para ir a convencer al ciudadano de que el PRD es una opción, de que es un partido que tiene principios y valores”, sentenció.

Para ello, dijo que será necesario hacer buenos gobiernos, ser congruentes y que las corrientes internas “no estén por encima del partido”.

“Yo no me espanto de que haya corrientes en el PRD. Hasta en las familias los hermanos no son iguales. Lo que tenemos que hacer es empezar a respetarnos, a reconocernos, a ser tolerantes y empezar a caminar hacia la misma dirección”, expuso.

También señaló la necesidad de “acabar con esa forma de hacer política hasta carroñera, porque pareciera que entre los mismos grupos y corrientes, cuando no coinciden, se tratan de acabar”.

Deja tu opinión