Habitantes de Acatlán, municipio de Chilapa acuerdan no comprar ni vender productos de Coca Cola

0
10467

La multinacional se niega a realizar obras de compensación

Los habitantes de la comunidad indígena Acatlán, en el municipio de Chilapa, suspendieron de manera indefinida la compra y venta de productos de la multinacional Coca Cola FEMSA.

Dicha determinación fue tomada por los pobladores de esta comunidad nahua en una asamblea comunitaria, luego de que la empresa transnacional se negara a reparar los techos de varias viviendas que fueron dañados por los camiones repartidores de Coca Cola.

Los pobladores también exigieron a la empresa la reparación de algunas calles que sufrieron rompimientos debido al peso de los camiones repartidores.

El pasado 03 de septiembre, el representante de ventas de Coca Cola FEMSA se reunió con los integrantes del Comisariado de Bienes Comunales y del Consejo de Vigilancia.

El encuentro se realizó en la comisaría de bienes comunales de Acatlán. Ahí, el representante de la multinacional les informó que la empresa no cubriría las exigencias que le fueron solicitadas por la población indígena.

En respuesta, los pobladores de Acatlán tomaron la decisión de suspender la venta de todos los productos de Coca Cola FEMSA por tiempo indefinido, según indica un comunicado emitido por el presidente del Comisariado de Bienes Comunales de Acatlán, Luis Eutimio Vidal y el presidente del Consejo de Vigilancia, Artemio Alvisto Tepehuisco.

El comunicado indica que el representante de ventas de Coca Cola FEMSA “aceptó no levantar más pedidos en la comunidad y mucho menos surtir sus productos en las tiendas de Acatlán”.

Los pobladores le dieron ocho días a la multinacional para retirar toda su publicidad y recoger los equipos de refrigeración colocados en los negocios. El plazo venció el martes 11 de septiembre y a partir de esa fecha, la venta de los productos de Coca Cola FEMSA y el ingreso de camiones de dicha empresa refresquera quedó prohibida.

El jueves 13 de septiembre, los pobladores realizaron una asamblea en el auditorio de la comunidad, en la que participaron todos los dueños de los negocios que expenden refrescos y jugos de la marca multinacional.

En la reunión ratificaron la determinación de que Coca Cola FEMSA ya no es una marca bienvenida en Acatlán, Chilapa.

“La empresa Coca Cola FEMSA, no podrá meterse más en nuestra comunidad, salvo que sea por autorización del Comité del Comisariado de Bienes Comunales y Consejos de Vigilancia”, se lee en el comunicado.

Debido a que ya venció el plazo para que la multinacional recoja los equipos de refrigeración de las tiendas del pueblo, la empresa tendrá que solicitar permiso al comisariado ejidal para ingresar por ellos a la comunidad.

Deja tu opinión