Despliegan a la policía comunitaria de 140 pueblos

Daniel Esteban González y su chofer están desaparecidos desde el 2 de septiembre

La señora Edith López Rivera, esposa del alcalde electo de Cochoapa el Grande, Daniel Esteban González abordó al gobernador Héctor Astudillo Flores para solicitar su intervención en el caso de su marido, que se encuentra desaparecido desde la jornada del 2 de septiembre junto con su chofer, Juventino García Rojas.

López Rivera se trasladó desde la cabecera municipal de Chilpancingo, donde un día antes dio a conocer la desaparición de su esposo para abordar al jefe del Ejecutivo en un evento público.

Aguardó el desahogo de varias actividades, entre ellas la inauguración de una avenida con el nombre de Armando Chavarría Barrera, líder del PRD asesinado el 20 de agosto de 2009, además de la inauguración de un C-4 en el municipio de Eduardo Neri.

Al final, tras la develación de una placa aprovechó un breve espacio para plantarse frente al gobernador Astudillo Flores con un cártel que contenía el rostro de su esposo, en voz baja le explicó rápidamente la situación, auxiliada por un miembro de la dirigencia estatal del PRD.

Astudillo escuchó, explicó a la mujer que por cuestiones de agenda no podía tratar el asunto con la amplitud que merecía en dicho lugar y le ofreció recibirla en otro momento.

Con el cartel que forma parte de la propaganda utilizada por su marido en el proceso electoral de julio, la señora López Rivera aceptó el ofrecimiento y se hizo a un lado para permitir el paso de la comitiva.

Ignacio Rivera Pinzón, secretario general del ayuntamiento de Cochoapa, comentó que la jornada del domingo, el titular de la Fiscalía General del Estado (FGE), Jorge Zuriel De los Santos Barrila se comprometió a movilizar desde ahora al Grupo Antisecuestros, para garantizar resultados inmediatos.

Hasta la mañana del lunes, dijo que ya se tenía información relacionada con la implementación de operativos en Tlapa, ciudad en la que se vio por primera vez al alcalde electo.

De hecho, indicó que la noche del domingo hubo una asamblea en Cochoapa en la que participaron más de 300 líderes de las 140 comunidades que integran al municipio, todos ellos acordaron movilizar a sus grupos de policías comunitarios para acelerar la localización, lo mismo del alcalde que de su chofer Juventino García.

La intención, de acuerdo con el funcionario, es agotar todas las posibilidades que existan para esclarecer la desaparición y si es posible, también dar con los responsables.

Deja tu opinión