Seis jóvenes lo acusan de obligarlas a prostituirse

Fue detenido en una casa de seguridad, donde las víctimas permanecían sometidas

Un juez de control vinculó a proceso a Lorenzo “N”, trabajador de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAGro) acusado de corrupción de menores y lenocinio en agravio de seis jovencitas, las que sostienen que las obligaba a prostituirse.

El rector de la máxima casa de estudios, Javier Saldaña Almazán aclaró que la institución no protegerá a ningún empleado que se involucre en actos que vulneren la ley.

Roberto Álvarez Heredia, vocero de la Coordinación Estatal para la Reconstrucción de la Paz, informó que este miércoles 23 de enero se realizó una audiencia en la que el juez de control vinculó a proceso a Lorenzo “N”, por los delitos de corrupción de menores y lenocinio.

En la audiencia, la Fiscalía General del Estado (FGE) solicitó un plazo de investigación complementaria, razón por la que el juez le otorgó tres meses.

El viernes 18 de enero, una víctima de Lorenzo “N” logró escapar de una casa de seguridad que este tenía en la calle Roble, cerca del bulevar Vicente Guerrero de Chilpancingo.

La joven logró llegar hasta el cuartel general de la policía preventiva de Chilpancingo, lo que derivó en un operativo de la FGE en el domicilio señalado, en donde se rescataron a cinco mujeres más, todas jóvenes y tres de ellas menores de edad.

En dicha casa, la policía ubicó equipo de cómputo, medicamentos controlados y material que probablemente pudo utilizarse para la elaboración de pornografía.

La UAGro confirmó que Lorenzo “N” era trabajador administrativo de la Escuela Superior de Gobierno y Gestión Pública.

Cuestionado sobre dicho caso, el rector Saldaña Almazán apuntó: “Nosotros no vamos a solapar ningún tipo de ilícito, para nosotros todos los ciudadanos tienen el mismo derecho”.

Anticipó que en el mes de marzo, la UAGro contará con un estudio que va encaminado a detectar a los profesores que cobren a los alumnos por otorgarles calificaciones aprobatorias, también se pretende ubicar posibles casos de acoso.

En ese contexto, se anota que la ex estudiante de la carrera en Gobierno y Gestión Pública, Unali MOnserrath Nava Landín, de 23 años permanece en calidad de desaparecida desde la jornada del 15 de enero.

De acuerdo con la dirección del plantel, ella se dio de baja de manera voluntaria en abril de 2018, pero no se conocen las razones por las que abandonó sus estudios profesionales.

Deja tu opinión