Exigen la regularización de plazas fuera de Fone

Integrantes de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG) tomaron las instalaciones del edificio Juan N. Álvarez, donde funciona la Secretaría de Finanzas del Estado y la Coordinación Estatal del Registro Civil.

Los maestros disidentes salieron de sus oficinas, ubicadas en la colonia burócratas alrededor de las 09:00 horas, con dirección al centro de la Ciudad.

Antes de las 10:00 los maestros disidentes llegaron al edificio Álvarez, solicitaron a los trabajadores y visitantes que se retiraran, pues el inmueble se quedaría bajo su control.

De mala gana, los empleados abandonaron el lugar, mientras la CETEG se quedaba plantada en sus accesos principales.

Los mentores reclaman que 5 mil 743 trabajadores que hasta el momento no han sido incorporados al FONE sean regularizados, para que el pago de sus salarios no dependan de la buena voluntad del gobierno de la República o de la administración estatal.

Lo anterior, porque a pesar de que está quincena fue cubierta por el Gobierno de la República, la próxima está en la incertidumbre porque las 5 mil 743 plazas fuera de Fone todavía no son regularizados.

Deja tu opinión