El alcalde Antonio Gaspar Beltrán advirtió que la empresa constructora del fraccionamiento Las Cumbres saturó con escombros la barranca Las Calaveras, situación que pone en riesgo a las familias que viven al margen del cauce y que colapsará la avenida Insurgentes en la temporada de lluvias.

Este domingo, el edil perredista encabezó un recorrido por la Barranca de las Calaveras, ubicada en la parte alta del mercado Baltazar R. Leyva Mancilla.

Durante el recorrido, señaló que el cauce «parece un basurero» a la altura de las colonias CNOP y Nuevo Horizonte.

Además, comprobó que el nuevo fraccionamiento Las Cumbres «está agarrando el cauce de la barranca para echar su escombro», lo que pone en riesgo a las familias que viven al margen y colapsará la avenida Insurgentes y la calle 21 de marzo, durante las lluvias.

Por ello, advirtió que su gobierno tomará «medidas inmediatas» y aplicará la ley «para que sirva de ejemplo a la gente que ocupa las barrancas como basurero».

Indicó que el gobierno municipal realizará un dictamen sobre la situación y riesgo real de la barranca de Las Calaveras y a partir de ahí se aplicarán las multas correspondientes.

En ese sentido la secretaria de Desarrollo Urbano, Sandra Almazán Alcaraz, hizo un llamado a los vecinos para que denuncien a los camiones de volteo que arrojan escombro al cauce de las barrancas.

De esa manera, el ayuntamiento multará al propietario del camión y al dueño de la propiedad de donde se extrae el escombro.

Por su parte el director de Servicios Públicos Municipales informó que se trabajará de manera coordinada con la dirección de Protección Civil para hacer limpieza de las barrancas y evitar una desgracia en la temporada de lluvias que ya se encuentra próxima.

Deja tu opinión