Trabaja en las partes altas de los cerros

La Secretaría de Marina Armada de México (Semar) se sumó al combate del incendio forestal en la zona sur-poniente de Chilpancingo; con un helicóptero y un helibalde, intentan apagar el fuego desde el aire.

Este martes se instaló una cisterna inflable con capacidad de 35 mil litros cerca del fraccionamiento Jardines de Zinnia, aproximadamente a medio kilómetro del incendio.

Desde la una de la tarde los pilotos de la Semar, capitanes Eric Jiménez López y Eric Manuel Acosta Durán, iniciaron los sobrevuelos en un helicóptero MI-17, equipado con un helibalde.

El helibalde es un dispositivo similar a una cubeta que cuelga bajo el casco del helicóptero. El agua es acarreada por la aeronave y liberada sobre la zona del incendio.

El helibalde que se está utilizando tiene una capacidad de 16 mil litros y es abastecido en la cisterna inflable.

La Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo (Capach) dispuso de varias pipas para rellenar la cisterna inflable.

De manera paralela, los brigadistas realizan acciones en tierra para la sofocación del fuego.

El combate aéreo únicamente se realiza en la zona de La Cañada, donde las condiciones orográficas dificultan el acceso por tierra.

El helibalde no puede utilizarse en las zonas que son atendidas en tierra por los combatientes, porque el terreno se volvería peligroso.

Deja tu opinión