Buscan en el basurero de Tepecoacuilco, indicios sobre los 43

0

Los padres agraviados avalan el trabajo que realiza la FGR, con resguardo de la SEDENA

En la víspera del quinto aniversario de los ataques registrados en Iguala, personal de la Fiscalía General de la República (FGR) utiliza maquinaria pesada para buscar indicios respecto al paradero de los 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa en el basurero municipal de Tepecoacuilco, ahora con el aval de los padres de familia agraviados.

Desde la noche del lunes 23 de septiembre, los abogados que forman parte de la Comisión para la Justicia y la Verdad, creada por mandato del Poder Judicial de la Federación avisaron a los padres de los 43 sobre la búsqueda que personal de la FGR realiza en el basurero municipal de referencia, ubicado a escasos 10 minutos del Palacio de Justicia de Iguala, donde la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) sostiene que fue interceptado el autobús 1531, con un grupo importante de normalistas a bordo.

El basurero en mención se localiza a menos de cinco minutos en vehículo del crucero Rancho del Cura, en la ruta carretera lleva hacia el municipio de Huitzuco de los Figueroa, donde la recomendación de la CNDH sostiene que los normalistas privados de la libertad serian entregados a un presuntos líder del crimen organizado, al que policías preventivos de Huitzuco se habrían referido como “El Patrón”.

De los trabajos de búsqueda

En una visita directa, se pudo confirmar que el basurero municipal de Tepecoacuilco se encuentra cerrado, su acceso principal está resguardado por una estructura metálica y tras ella permanecen elementos del Ejército Mexicano a bordo de unidades artilladas.

Se pudo observar que personal de la FGR ha colocado cintas amarillas para preservar las zonas de búsqueda, hay por lo menos un trascabo propiedad de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y camiones de carga que sacan parte del material que se ha removido por órdenes de los peritos de la FGR.

Habitantes de la cabecera municipal de Tepecoacuilco dieron a conocer que el basurero fue cerrado desde la noche del domingo 22 de septiembre, pero los trabajos se notificaron a los padres de los 43 hasta la jornada del lunes 23, reporteros de diferentes medios de comunicación pudieron conformar la presencia del personal de la FGR, la SEDENA y el uso de la maquinaria pesada hasta la tarde del martes 24.

En esta ocasión, la búsqueda que realizan las autoridades cuentan con el aval de los integrantes del colectivo “Nos Faltan 43”.

No le temen a otra “verdad histórica”

Entrevistado al respecto, el vocero del colectivo “Nos Faltan 43”, Felipe de la Cruz confirmó que los abogados que le han dado seguimiento al caso, fueron notificados el jueves de los trabajos en el basurero.

“Nos dijeron que todo el equipo estaba ahí buscando evidencias que pudieran ayudar, aunque no se ha corroborado nada y no nos han informado nada diferente”, señaló.

Se le preguntó si los padres no temen que se presente una situación similar a la “verdad histórica” que en su momento difundió el ex procurador de la República, Jesús Murillo Karam, quien sostenía la versión de que los jóvenes habían sido incinerados en el basurero de Cocula y que parte de sus cenizas fueron arrojadas al río San Juan.

El vocero indica: “No tenemos miedo porque hoy están los padres incorporados a la Comisión (para la Justicia y la Verdad), ellos están de manera directa en los trabajos de investigación, están los expertos independientes y ellos nos han generado mucha confianza”.

En el cierre de la entrevista sostiene: “No puede haber otra verdad histórica”.

Deja tu opinión