Ex Fiscal niega la participación de Policías Ministeriales en el caso Iguala

0

Señala que lo planteado por el abogado de los padres de los 43 es inviable

El ex titular de la Procuraduría General de Justicia (PGJ), Iñaky Blanco Cabrera rechazó que elementos de la Policía Ministerial hayan participad en los ataques de la noche de Iguala, como dijo el abogado Vidulfo Rosales, a quien acusó de lucrar con el sufrimiento de los padres de los 43 normalistas desaparecidos.

La jornada del martes 8 de octubre, los padres de los 43 acudieron a la sede oficial del Congreso de Guerrero, donde los diputados locales les cedieron el uso de la tribuna para fijar postura en torno a los avances que registra el caso.

Al término del mensaje, el abogado de los padres de familia agraviados, señaló que existen nuevas investigaciones que están siguiendo la Comisión Especial para la Investigación, la Justicia y la Verdad, además de la Fiscalía Especial para el caso Iguala.

Entre esas nuevas líneas, explicó que se encuentra una que apunta hacia elementos de la Policía Ministerial, a quienes los propios padres ubican en diferentes puntos de Iguala durante la noche del 26 de septiembre de 2014.

Consideró que las valoraciones del abogado Rosales Sierra son sesgadas y van más encaminadas a generar el descrédito de las autoridades involucradas en la investigación de los hechos, pero más aún revictimizan a la, parte afectada.

En el caso del señalamiento dirigido al persona de la Policía Ministerial, Blanco Cabrera refirió que el abogado Rosales Sierra estaría incurriendo en una responsabilidad judicial, al revelar datos que se encuentran contenidos en una investigación que se encuentra en curso.

Agregó que las veces que ha comparecido en torno al caso, en ningún momento se le ha señalado el hecho de que se tenga acreditada la participación en los hechos de policías ministeriales, de ahí que considere que las declaraciones del abogado carecen de fundamento.

En consecuencia señaló: “Me parece que lo que hace es desviar la atención, principalmente por lo que se ha señalado recientemente, en el sentido de que él en específico ha asumido una actitud ambivalente y contradictoria, porque antes de que el Tribunal Colegiado de Tamaulipas emitiera su sentencia, el señor hacía el reclamo de que se emitieran varias órdenes de aprehensión en contra de supuestos integrantes de Guerreros Unidos. Cuando se emita esa sentencia, el señor dice que se va a partir de cero, que la línea de Guerreros Unidos está totalmente descartada, pero hace unos días que el juez Ventura Ramos emite una sentencia que pone en la calle a varias personas con probados vínculos con al delincuencia, por el contrario dice que estas personas se llevan información importante y que si tuvieron un grado de participación en los hechos”.

En consecuencia, refirió que el abogado Rosales Sierra está incumpliendo con su deber de asistir legalmente a las víctimas directas de los hechos.

Cuestionó las acciones que el mismo abogado ha hecho para combatir las liberaciones que se han dado en cuanto a las personas involucradas en los hechos, pues no ha hecho más que criticar a las autoridades que estuvieron a cargo de las investigaciones y que ahora lo están.

Indicó: “El tiene el deber de asistir a las víctimas, cosa que yo la verdad dudo que haga, a mi me parece que desgraciadamente está lucrando con el sufrimiento de las víctimas”.

El ex procurador de Guerrero saludó el hecho de que los padres hayan hecho uso de la tribuna en el Congreso local, pero volvió a cuestionar la actitud del abogado Rosales Sierra: “nuevamente dice que los padres solicitan que se llame a comparecer a varios funcionarios; habla del fiscal general, el secretario de seguridad pública y del presidente del Tribunal Superior de Justicia, pero entonces que caso tiene que haya una Comisión Para la Verdad y el Acceso a la Justicia mediante decreto presidencial, pero además, el señor sabe que la Fiscalía General de la República (FGR) desde hace varios años ejerció su poder de atracción y la FGR tiene la facultad de llamar a comparecer a quien estime necesario”.

Cuestionó el hecho de que Rosales Sierra pida que el actual fiscal ponga a disposición a los policías ministeriales que estuvieron en Iguala durante la noche del 26 de septiembre de 2014, pero la FGR los puede ubicar y poner a disposición cuando lo determine, en un acto que está acorde con sus facultades.

Por eso, sostuvo que lo planteado por el abogado de los 43 resulta “innecesario e inviable”.
Lo que se propone, insistió en que además de inviable resulta completamente contrario a derecho: “En realidad es el mundo al revés”.

Deja tu opinión