A tres meses de la desaparición del dirigente del Frente Popular de la Montaña, compañeros de Arnulfo Cerón Soriano entregaron el ayuntamiento de Tlapa

Anuncian la revisión de los expedientes de policías preventivos y agentes de Tránsito en Tlapa

A tres meses de la desaparición y asesinato de Arnulfo Cerón Soriano, el gobernador Héctor Astudillo Flores pidió disculpas públicas por no haber podido hacer más en el caso, en tanto que activistas del Frente Popular de la Montaña (FPM) liberaron el ayuntamiento de Tlapa.
En el evento al que no llegó la familia del dirigente social asesinado, estuvo Ricardo Nevez, representante de la oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en México.
El palacio municipal de Tlapa fue tomado por diferentes organizaciones sociales, principalmente del FPM, que lideraba Arnulfo Cerón Soriano casi desde que se confirmó su desaparición, el 11 de octubre de 2019.
En el acto de entrega participó Ubaldo Segura Pantoja, integrante del FPM y Abel Barrera Hernández, director del Centro de Derechos Humanos (CDHM) de la Montaña.
El evento fue denominado Acto Público de Desagravio del Defensor de los Derechos Humanos Arnulfo Cerón Soriano, además del gobernador Astudillo Flores y Ricardo Nevez, acudió el titular de la Fiscalía General del Estado (FGE), Jorge Zuriel de los Santos Barrila, el secretario de Seguridad Pública (SSP) David Portillo Menchaca y Misael Rojas, en representación de Alejandro Encinas Rodríguez, subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación.
También estuvo el alcalde Dionicio Merced Pichardo con parte importante de su cabildo, quienes saludaron la liberación del inmueble.

Tlachinllan reconoce “compromiso y entrega” del Ejecutivo local

En la apertura del evento, el director de Tlachinollan, Abel Barrera Hernández reconoció “el compromiso y la entrega” que el gobernador Héctor Astudillo Flores ha mostrado en el caso de Arnulfo Cerón, cuyo cadáver fue encontrado la jornada del 20 de noviembre del año anterior, en una fosa clandestina en las inmediaciones de una colonia popular.
Al evento no acudió la familia de Arnulfo Cerón, cuya situación se destacó: “es muy difícil y muy grave”.
Los que si estuvieron fueron los compañeros de organización de Cerón Soriano, quienes señalaron que la desaparición y asesinato del dirigente causó un fuerte impacto a nivel nacional e internacional, por la manera en que se procedió contra un defensor comunitario, lo que incluso motivó la participación de la oficina de la ONU en materia de derechos humanos.
Abel Barrera reconoció que tras la desaparición de Arnulfo hubo una gran fuerza y solidaridad del movimiento social, lo que permitió que se localizara su cadáver 40 días después, también reconoció el hecho de que el gobernador del estado haya generado el espacio para acudir a Tlapa y escuchar a la familia del dirigente agraviado, estableciendo el compromiso de agotar todos los esfuerzos posibles para localizarlo.
Eso motivó que los titulares de la FGE y de la SSP estuvieran varias ocasiones en Tlapa, incluso se registró la intervención del subsecretario de Derechos Humanos de la SEGOB, dando pie a la serie de búsquedas en las que intervino la sociedad para alcanzar resultados.
Abe Barrera reconoció que el evento realizado este miércoles en Tlapa, busca marcar la diferencia entre gobernar en la impunidad y lo que significa gobernar en el Estado de Derecho, para que no haya más desapariciones de personas, que no haya más amenazas y que nunca más grupos de poder factico se apoderen de las instituciones del poder público.

La disculpa del gobernador

En su momento, el gobernador Héctor Astudillo manifestó que su presencia en el evento tenía un mensaje muy claro: dejar de manifiesto que no hay más interés de “que se haga justicia en el caso de Arnulfo Cerón, defensor de derechos humanos y de otras personas que han fallecido en las manos de la maldad que enmarca la delincuencia organizada”.
El jefe del Ejecutivo local apuntó: “A mi me apena mucho que no hayamos podido hacer más en este caso y pido disculpas por eso, me hubiera gustado que no hubiera sido la muerte de Arnulfo Cerón la motivación para estar aquí, lamentablemente hay hechos que uno ya no puede remediar”.
Con base a la información que le fue proporcionada por el fiscal Jorge Zuriel de los Santos, indicó que en ese caso hay 18 personas vinculadas a proceso, por lo que anticipó: “Yo voy a estar muy pendiente de que en absoluto respeto a la ley, pero con el interés de que se aplique la ley se haga justicia”.
También hizo eco al llamado de revisar los expedientes y antecedentes de quienes integran las fuerzas de seguridad pública en Tlapa, lo que involucra a los policías locales y agentes de Tránsito.
Anticipó que no asumirá una actitud evasiva en el compromiso de que Tlapa regrese a la ruta del respeto, para que nunca más alguien, “ya sea ciudadano o ciudadana que trabaje en el ámbito de los derechos humanos sea desaparecido y asesinado de manera cobarde”.
Expresó su respaldo a los integrantes del Frente Popular y la familia de Arnulfo Cerón Soriano, quienes sostuvo, contarán con su respaldo al cien por ciento.

Deja tu opinión