Tras la distribución de los primeros 10 mil litros

Luego de que el rector de la Universidad Autónoma de Guerrero (Uagro), Javier Saldaña Almazán se comprometió a producir 10 mil frascos de gel antibacterial para los universitarios, ayuntamientos y otros estados han solicitado ser apoyados por la máxima casa de estudios para responder a la demanda de sus habitantes.
Luz Patricia Avila Caballero, responsable del laboratorio de Investigación de Productos Fitoterapéuticos y Alimentos de la Unidad Académica de Ciencias Químicas de la Uagro informó que el compromiso inicial del rector Saldaña Almazán fue de producir 10 mil frascos.
Mencionó que han tenido algunas complicaciones para abastecerse de la materia prima para elaborar el gel antibacterial, así como envases; y que a pesar de ello se producen 130 litros diarios de ese producto para sanitizar, como lo recomienda la Secretaría de Salud para evitar el contagio de Coronavirus.
El gel, dijo, se produce en presentaciones de litro, y de bolsillo, con capacidad de 140 mililitros, “se producen diario 130 litros, quisiéramos que fuera más pero somos pocas las personas que estamos haciendo esa tarea”, y agregó que se han distribuido en 8 días cerca de mil 500 litros de ese producto antibacterial.
En ese laboratorio se recortan las etiquetas, se pone en asepsia todo el espacio donde se trabaja, y se produce el gel en el momento en que se va a envasar para garantizar que se encuentre en las mejores condiciones y cumpla con su función que es proteger a la población contra el Covid 19.
La académica e investigadora recordó que el rector Saldaña Almazán se comprometió de manera inicial con distribuir el gel solo entre los universitarios, pero con el paso del tiempo se decidió que sea para la población en general.
El gel antibacterial se empezó a producir en la Uagro desde el desastre de Ingrid y Manuel en 2013, cuando se distribuyó ese producto entre las personas afectadas por las tormentas tropicales y entre los voluntarios que apoyaron a los damnificados.
De hecho, el gel cuenta con patente y el proyecto obtuvo el segundo lugar en un concurso de innovación social convocada por la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educacion Superior (Anuies).
Patricia Ávila también comentó que se han acercado a ese laboratorio habitantes de la ciudad capital, y se les proporcionado a todos los que lo solicitan, “la aplicación de gel en las manos es un habido que ya debemos tener todos de por vida”.
Los nuevos envases en los que se va a repartir el gel es retornable, de tal modo que cuando se lo terminen pueden regresar al laboratorio para tener ese producto nuevamente, porque el rector de la Máxima Casa de Estudios se comprometió a apoyar a la población con esa acción de manera gratuita.

Deja tu opinión