El coordinador de los diputados locales del PRD en Guerrero, Bernardo Ortega Jiménez hizo un llamado al gobierno federal, a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores y sus consulados, ubicados principalmente en los Estados Unidos para a hacer posible, con apego a las normas sanitarias, la repatriación de los restos de los paisanos migrantes fallecidos por causa del virus Covid-19, ya que hasta el momento se ha negado dicho procedimiento.
El llamado se produjo tras la denuncia hecha por Fabián Morales Marchán, secretario del Migrante y Asuntos Internacionales del Gobierno de Guerrero, en el sentido de que autoridades locales de vecino país no permiten la repatriación de cuerpos de personas que perdieron la vida por Coonavirus.
El coordinador del Grupo Parlamentario del PRD en la 62 Legislatura, advirtió que la autoridades municipales de la Montaña y gobierno del estado deben dar seguimiento a la denuncia publicada en un medio nacional, en el sentido de que autoridades comunitarias no permiten el regreso de paisanos que trabajaban de los campos del vecino país.
El temor que provoca la pandemia –dijo–, está propiciando que se violen los derechos humanos en esa parte de la entidad, razón por lo que planteó la necesidad de buscar alternativas de solución, como puede ser ser el establecer refugios temporales y de seguimiento médico a quienes llegan, para descartar infecciones o la portación del virus.
En cuanto al regreso de los guerrerense fallecidos por Covid-19, el legislador dijo que los familiares también tienen que poner de su parte del riesgo sanitario que implica el regreso de los cadáveres, por ello los invitó a aceptar las medidas sanitarias establecidas como la cremación, para facilitar la repatriación de sus seres queridos.
El legislador local exhortó a los consulados ubicados en los Estados Unidos, para agotar las gestiones con ese propósito, y a los gobiernos estatal y municipales les pidió realizar las mediaciones y explicar a las familias la complejidad del problema.

Deja tu opinión