Había en Chilpancingo más de 900 toneladas de basura en las calles

0 67

El tiradero en Las Antenas es provisional, aclara el presidente municipal
 
El alcalde de Chilpancingo, Marco Antonio Leyva Mena confirmó que durante las últimas horas, personal de servicios públicos municipales retiró al menos 900 toneladas de basura que permanecían amontonadas en diferentes puntos de la ciudad, en plena vía pública.
Una vez que el municipio habilitó un tiradero de basura provisional, el alcalde Leyva Mena explicó que todas las áreas del ayuntamiento se sumaron a los trabajos encaminados a limpiar la ciudad.
Reconoció que su administración corrió el riesgo de que las autoridades ambientales lo sancionaran, por los riesgos que implica el trasladar la basura hacia un destino que no está habilitado para ello.
Sin embargo, la jornada del jueves 2 de febrero, la Procuraduría de Ecología del Estado de Guerrero (PROPEG) dio a conocer que no habría ninguna sanción para el municipio, habida cuenta del momento de emergencia que se vivió durante el inicio de la semana.
En el trabajo de limpia de la cabecera municipal, dijo que hasta la mañana del viernes se tenía una estimación de que por lo menos 900 toneladas de desechos sólidos ya se habían retirado.
Para mover tal dimensión de basura, se utilizaron 20 camiones de volteo y 16 unidades que forman parte del parque vehicular municipal, lo que aún resultó insuficiente.
Fue tal acumulación de basura, lo que propició que la Secretaría de Salud (Ssa) estatal emitiera una alerta sanitaria la tarde del miércoles 1 de febrero, la cual se levantó para el jueves 2, a partir de que se intensificaron los trabajos de limpieza.
El primer edil explicó que ya hay maquinaria pesada que trabaja en la habilitación de la celda que operará en el vecino municipio de Eduardo Neri, lo que implica consolidar un proyecto que de entrada costara 12 millones de pesos, pero que representa la solución del problema por lo menos en un periodo de 15 años.
Precisó que el predio de Las Antenas solamente se utilizará de manera provisional, además de que se habilitará un centro de trabajo provisional, en donde de primera instancia podrán trabajar los pepenadores y posteriormente, los desechos que ya no tengan utilidad serán llevados hacia Zumpango.
Ante las protestas que se generaron en las colonias aledañas al predio de Las Antenas, el alcalde manifestó que persona del ayuntamiento se dio a la tarea de dialogar y explicar que la medida fue de carácter emergente, que de ninguna manera será definitiva.
Respecto a la presencia de las unidades particulares que durante dos días permanecieron en la plaza central de Chilpacingo, Leyva Mena refirió que se entiende que hubo una acción que fue producto de la desesperación, por lo que en caso de que haya consecuencias de carácter legal.
“Yo no soy un represor, aunque sí camino siempre dentro del marco de la ley”, aseveró el jefe de cabildo.
En la conferencia de prensa, la regidora de Servicios Públicos, Erika González intervino para solicitar al presidente municipal que respete la comisión que encabeza en el cabildo, ya que hasta el momento se le ha mantenido al margen de la problemática, lo que la deja sin la posibilidad de responder a los ciudadanos que la cuestionan respecto a la posible solución de los problemas.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.