Refrenda Antonio Gaspar su compromiso y alianza para lograr la paz en Chilpancingo

91

El obispo de la diócesis Chilpancingo-Chilapa, Monseñor Salvador Rangel Mendoza, presentó al presidente municipal de Chilpancingo, Antonio Gaspar Beltrán, como nuevo integrante del Comité de Construcción de la Cultura de la Paz en el estado de Guerrero.
«Hoy lo que refrendo es mi compromiso con Chilpancingo y mi alianza con la gente de bien, que está decidida a darlo todo para que la paz sea una distinción de esta entidad suriana y sobre todo de esta capital de las y los guerrerenses», expuso el primer edil.
Los miembros del comité reconocieron el gran esfuerzo que hace la administración municipal para que la tranquilidad reine en Chilpancingo; Monseñor Rangel Mendoza invitó a la ciudadanía a ser parte de este movimiento de paz; del mismo modo lo hizo José Luis Hernández Rivero, embajador de la paz por la Organización de las Américas para la Excelencia Educativa (ODAEE).
«Todos tenemos que dar la cara para tener un Chilpancingo más seguro, donde dé alegría vivir, donde nos podamos reconocer todos como ciudadanos. Tenemos que estar unidos y juntos tenemos que hacer y luchar para que nuestra ciudad viva en paz», comentó el obispo, quien preside este comité ciudadano.
El Gobierno de la Gente que encabeza Toño Gaspar se mantiene trabajando en pro de seguir disminuyendo los niveles delictivos y para el primer trimestre de 2019, Chilpancingo salió de la lista de las cinco ciudades con mayor percepción social sobre inseguridad pública por ciudad de acuerdo a datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).
Parte de las estrategias implementadas por la administración 2018-2021 está el que la Secretaría de Seguridad Publica ha reorientado las estrategias para lograr una policía de proximidad social con el objetivo de que los elementos de esta corporación busquen un acercamiento con la gente del municipio, pero sobre todo el de prevenir los problemas, los riesgos y el delito. También, como parte del nuevo modelo de proximidad social se integró la Policía de Genero, que tiene como objetivo atender y erradicar la violencia contra las mujeres de la capital.
Otra es el impulso a la campaña ‘Si No Denuncias, No Existe’, con el principal fin de propiciar una cultura de denuncia entre la población; estos trabajos forman parte de la Coordinación Territorial para la Construcción de la Paz en la Región Centro.
Otra buena noticia es que para este año, la Federación destinará la cifra histórica de 31.5 millones de pesos al Programa para el Fortalecimiento de la Seguridad (FORTASEG), el cual atiende tres grandes ejes; equipamiento, capacitación y certificación policial, así como la prevención del delito.
El programa Transformando Chilpancingo en una Ciudad Luz ha beneficiado a sus habitantes, dando la tranquilidad y sobre todo mayor seguridad no solo a los ciudadanos, sino también a los encargados de prevenir el delito. A la fecha más de 4,200 luminarias se han atendido.
Asimismo, a través de los programas especiales: Transformemos Chilpancingo, Ciudad de Valores, Brigadas del Cambio, Centros de Integración Familiar y el reciente proyecto deportivo ‘Me Muevo, Convivo y Aprendo’, se ha puesto el firme objetivo de luchar sin cansancio en materia de la prevención del delito.

Los comentarios están cerrados.