Se necesitan 20 mil mdp para atender necesidades educativas en Guerrero: Ponce

17

Para atender la demanda de cosas muy elementales en el sector educativo de Guerrero, se necesita por lo menos de un presupuesto por el orden de los 20 mil millones de pesos, refirió el delegado federal de la Secretaría de Educación Pública en la entidad (SEP), Abraham Ponce Guadarrama, quien aseguró que en la actualidad existen lugares donde toman clases debajo de una lona o plástico y con paredes de cartón o lámina.
El funcionario federal reconoció que en cuanto a lo material e infraestructura la inversión aminoró, porque en comparación con el año pasado el presupuesto a ese sector bajó hasta un 60 por ciento para el 2017 y eso se debe a los movimientos en el precio del petróleo, “si los precios del hidrocarburo se desploman, también se desploman los presupuestos”. 
Ponce Guadarrama, explicó que en el 2016 se tuvo un presupuesto de 981 millones de pesos y en este año se aplicaron 324 millones de pesos dentro del programa federal de la Reforma Educativa, lo que constituye una disminución del 60 por ciento de recursos asignados al sector, en virtud de que las cuestiones de carácter económico varían porque se depende del petróleo.
Puntualizó que la falta de recursos y la caída de los precios del petróleo que en los últimos años bajó hasta una tercera parte de su costo, han golpeado severamente el presupuesto asignado al rubro educativo, pero aun así se hace un esfuerzo importante y se otorga prioridad a escuelas con mayores carencias en todos los aspectos.
Abraham Ponce, dijo que haciendo la cuantificación de la demanda en el sector educativo el recurso para este año será insuficiente porque su proporción es muy baja y para atender las necesidades muy elementales, se habla de un presupuesto por el orden de los 20 mil millones de pesos, ante la existencia de zonas donde tomas clases debajo de lona o plástico y con paredes de cartón o lamina y a ellas se orienta la ayuda que se tiene ahorita.
El delegado federal de la SEP en Guerrero, desestimó que para el fin del sexenio del presidente, Enrique Peña Nieto, el presupuesto de esa dependencia vaya a disminuir, porque la moneda se encuentra estable y no se visualiza un cambio en ese sentido.
 

Los comentarios están cerrados.