Principalmente en el corredor de la Región Centro

 

 

De acuerdo con el vocero oficial del Grupo de Coordinación Guerrero (GCG), Roberto Alvarez Heredia, la pulverización de los grandes cárteles ha generado la creación de pequeñas bandas, lo que recrudece el fenómeno de la violencia, que se disparó de manera importante durante los últimos días.

Alvarez Heredia recordó que solo en la jornada del lunes, en Chilpancingo se encontraron seis cuerpos mutilados dentro de una camioneta, en la colonia Progreso, a poca distancia de las instalaciones de la 35 Zona Militar.

Ese mismo día, en Chilapa de Alvarez se cometió el asesinato de cuatro personas, dos en la comunidad de Ahuihuiyuco y dos más en la mancha urbana.

El repunto de la violencia, destacó que se debe a la transformación que sufren lo que hasta hace algunos años eran grandes cárteles de la droga, pero que ahora son pequeñas bandas que si bien tienen menor tamaño, incrementan su nivel de violencia para atemorizar a sus adversarios.

En el caso de Chilapa, dijo que hay una “guerra descarnada” entre estos pequeños grupos, que se disputan el control de la región Centro de Guerrero y parte de la Montaña.

“La verdad es que ya no estamos hablando de los grupos tradicionales, si no que hay divisiones y estos al querer demostrar su poderío recurren a ese tipo de acciones que son muy violentas”, apuntó.

En el caso de Los Rojos y Ardillos, destacó que se ha generado el constante hallazgo de personas desmembradas y desaparecidas en los municipios de Chilpancingo, Tixtla, Zitlala y Chilapa.

Ante la nueva forma de ejercer la violencia para atemorizar, las autoridades estatales y federales han revisado sus estrategias de trabajo, con la intención de ubicar a los líderes y desarticular a las organizaciones delictivas.

Deja tu opinión