• Lo importante es que aporte resultados en torno al asesinato de Demetrio Saldívar, responde el gobernador al PRD

 

El gobernador Héctor Astudillo Flores aclaró que el titular de la Fiscalía General del Estado (FGE), Javier Olea Peláez no será separado del cargo y por el contrario; tiene la responsabilidad de aportar resultados concretos en torno al asesinato cometido en agravio del secretario general del PRD en Guerrero, Demetrio Saldívar Gómez.

A pocos días de que la dirigencia nacional del PRD, a través de su secretaria general, Beatriz Mojica Morga solicitara la renuncia del titular de la FGE, el gobernador respondió que la prioridad es resultado de los trabajos de investigación que realiza la dependencia.  

En la residencia oficial Casa Guerrero, el jefe del poder  Ejecutivo local indicó que el tema de la inseguridad pública atañe a todos, lo que está demostrado con el hecho de que los tres niveles de gobierno estén inmersos en tareas que van encaminadas a revertir os altos niveles de criminalidad.

De hecho, dijo que en los puntos más complicados de la entidad, se ha recurrido al apoyo de la Policía Federal (PF), del Ejército Mexicano y la Secretaría de Marina Armada (Semar).

En torno al crimen cometido contra el secretario general del PRD, el gobernador Astudillo reconoció que es mucha la inconformidad que social que hay, por lo que dijo estar abierto a las críticas y opiniones que deriven de ese hecho.

Manifestó que es necesario conocer que fue lo que motivó el ataque, ya que lo demás es mantenerse dentro de la ruta de la descalificación.

Respecto al planteamiento de que el titular de la FGE abandone el cargo, el gobernador planteó una postra en contra, bajo e siguiente argumento: “yo creo que lo que tiene que hacer el fiscal es trabajar; decir qué es lo que está investigando. Yo creo que lo primero es lo primero; lo primero en este momento es que la Fiscalía esté realizando un trabajo de investigación, que espero pronto pueda tener información”.

En lo personal, dijo que es evidente que primero deben darse a conocer resultados concretos en el tema en particular.

Anticipó que no asumirá una postura de confrontación ante las personas y partidos que le atribuyen la responsabilidad directa por el nivel de violencia que se registra en la entidad.   

Aseveró que Guerrero no es una isla de inseguridad, “estamos en un mar de inseguridad”.

Reconoció la posibilidad de que en su momento, dado el impacto del crimen, la Procuraduría General de la República (PGR) colabore en las investigaciones sobre el caso Saldívar.

Enfatizó: “lo que sucedió es que fue un hecho premeditado; fue un hecho que se fabricó y que se construyó, que recayó en la vida del señor Demetrio Saldívar”.

Insistió: “esto no es una situación circunstancial o casual”.

El viernes, la familia del dirigente asesinado planteó un plazo de 48 horas para que haya resultados concretos en torno al caso Saldívar, de lo contrario pedirían la renuncia del fiscal.

Dicho plazo venció la jornada del domingo, sin que la FGE emitiera una comunicación oficial.

Deja tu opinión