* Primero que renuncie el fiscal; dice el perredista Pablo Higuera Fuentes

 

 

Mientras los alcaldes del PRI llamaron a cerrar filas con el gobierno ante el problema de la inseguridad, los jefes de cabildo del PRD condicionaron el respaldo a que haya cambios en el gabinete de seguridad del gobierno; principalmente pidieron que renuncie el fiscal Javier Olea Peláez.

La tarde del lunes, al menos 70 de los 81 presidentes municipales del estado de Guerrero se congregaron en la residencia oficial Casa Guerrero, para desahogar dos temas; el de la entrega de paquetes de fertilizante y la estrategia para combatir los incendios forestales.

Pero de manera ineludible se trató el tema de la inseguridad, así como los crímenes que en las últimas dos semanas han golpeado a la clase política.

A nombre de los jefes de cabildo del PRI habló Herón Delgado Castañeda, de Iguala de la Independencia, quien llamó a cerrar filas con el jefe del Ejecutivo local, con la intención de alcanzar la meta del orden y la paz; principal slogan de la actual administración.

“Cerremos filas con nuestro gobernador constitucional del estado de Guerrero, quien con su trabajo día con día nos demuestra que debemos tomar como ejemplo el esfuerzo que realiza para tener un buen gobierno”, anotó en un primer instante.

Luego, refrendó el compromiso de acompañar las iniciativas del estado, en la ruta de alcanzar la armonía que reclama la población.

“El camino hacia el progreso, la libertad y la paz usted ya lo ha marcado; Guerrero nos necesita hoy, el estado de Guerrero nos necesita a todos”.

Su compañero de partido, Marco Antonio Leyva Mena, de Chilpancingo secundó el planteamiento de Delgado Castañeda, lo que consideró correcto en el entendido de que los asuntos de Seguridad Pública y Justicia no deben manejarse con orientaciones partidistas.

Indicó que se trata de temas delicados, en los que solamente con la participación de todos se podrá salir adelante.

 

Unidad si; pero con cambios en el gabinete

 

Pablo Higuera Fuentes, coordinador de los 26 alcaldes que el PRD tiene en la entidad, dijo que el llamado a la unidad es importante, pero consideró importante tomarle la palabra con una condicionante que es muy congruente.

“Debemos trabajar en la unidad pero con pasos concretos, yo quiero reiterar lo que he dicho en otras ocasiones y va en el sentido de que el gobernador revise como está trabajando su equipo; sobre todo el de seguridad para ver quien da resultados y quien no”.

Derivado de dicha evaluación, dijo que se deben realizar los cambios correspondientes.

El primer cambio que avizora el alcalde Higuera Fuentes es el de la Fiscalía General del Estado (FGE), en donde indicó: “se necesita un hombre más comprometido, con mucha más seriedad y más atención a los problemas que enfrenta el estado”.

El cambio en la FGE, de acuerdo con el primer edil debe darse de manera inmediata, porque ya son muchos los asesinatos que no se han esclarecido y cientos de familias reclaman justicia.

 

Deja tu opinión