El delegado de transportes en la zona norte con sede en Taxco, Víctor Manuel Morales Ventura, anunció que se llevará a cabo una depuración pública y actualización del padrón de choferes de taxis en el municipio, con la finalidad de respetar el procedimiento legal para el momento en que se pudiera entregar un número no determinado de concesiones a los trabajadores del volante.

Informó que hubo un encuentro en la dirección de transportes del estado, donde participaron los dirigentes del servicio público organizado, los choferes que en la víspera de semana santa exigieron la entrega de concesiones y el diputado local, Antelo Alvarado García, y firmaron un documento aceptando la depuración publica acorde al procedimiento legal para tener un listado actualizado.

Luego del encuentro, agregó Morales Ventura, el director estatal de transportes solicitará al consejo técnico la elaboración y expedición de una convocatoria para que todos los choferes de taxis locales participen en la depuración, acrediten su antigüedad en el servicio público y sean integrados al padrón existente que se tomará en cuenta para la entrega de concesiones, luego de realizar un estudio de factibilidad.    

El funcionario explico que hasta el momento se tiene considerado que en la depuración estén únicamente los choferes de taxis y no participen los dirigentes transportistas, aunque no se tiene una fecha tentativa para expedir la convocatoria y esperarán la decisión del secretario general de gobierno, Florencio Salazar Adame, en su calidad de presidente del consejo técnico de transportes.

Mencionó que aun y cuando pudiera hablarse de una saturación, Taxco es de las ciudades más importantes del estado en donde desde hace tiempo no se han entregado concesiones y sigue siendo parte del estudio.

Víctor Manuel Morales, fue claro en señalar que en la depuración podrán participar los choferes de taxis organizados e independientes activos en esa labor, porque existen casos de gente que dejó de trabajar, fallecieron o salieron del municipio.

Descartó la generación de una confrontación o resistencia por parte de las agrupaciones transportistas grandes, porque todos los actores firmaron a favor de la depuración pública con un procedimiento claro y eso representa una ventaja para los aspirantes a una concesión.

 

Deja tu opinión