Por no adecuar la Ley 701

El ex dirigente de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG), Bruno Plácido Valerio, acusó de «discriminación jurídica» y omisión legislativa al Congreso local, porque la Legislatura concluirá su mandato sin armonizar la Ley 701 de Reconocimiento, Derechos y Cultura de los Pueblos y Comunidades Indígenas del Estado de Guerrero.

La Ley 701 es una Norma Reglamentaria del artículo 10 de la Constitución del Estado Libre y Soberano de Guerrero, cuyo texto fue reformado y ya no existe. El plazo para armonizar la legislación se extinguió el 15 de marzo de 2017, sin que el Congreso de Guerrero hiciera las adecuaciones.

El dirigente indígena aseveró que a pesar del vencimiento del plazo, los grupos de policías comunitarias que operan en la entidad no están al margen de la ley, porque «los derechos de los pueblos indígenas no tienen caducidad».

«Son derechos que tienen que ampliarse, perfeccionarse y adecuarse a los estándares internacionales. La ley se debe renovar y actualizar, pero no ha habido voluntad de los diputados», comentó vía telefónica. 

Recordó que en junio de 2017 la UPOEG entregó al Congreso local sus propuestas de armonización a las leyes de los derechos indigenas y afromexicanos. 

«Nosotros lo planteamos, la propuesta se la entregamos a la Comisión de Gobierno en el Congreso, nos lo recibieron pero nunca tuvimos un llamado para dar el seguimiento, lo dejaron debajo de la mesa. La propuesta que hicimos les valió», reprochó.

Deja tu opinión